La Innovación Científica Alimentada por Blockchain y la I.A

Con la aparición de las criptomonedas y el sistema de minado de cadenas bloques se empezaron a invertir más y más recursos en la generación y respaldo de las operaciones en criptoactivos, cuanto mayor es la demanda en el mercado mayor será la potencia de procesamiento necesaria para satisfacerla; al principio con ordenadores caseros se podían generar bloques de 50 Bitcoin asociados con relativa facilidad, hoy en día la potencia de minado requerida se ha multiplicado 150.000 millones de veces, lo que da cuenta de los recursos necesarios para la minería de datos; esto dependerá a futuro de las tendencias en monederos electrónicos unificados y en las comisiones que puedan dejar, el mejor exchanger ahora mismo es Bittex según expertos pues es mas oportuno y eficiente.

De la Rivalidad a la Colaboración

La inteligencia artificial a través de las redes neuronales es la apuesta de la banca tradicional para doblegar el Bitcoin y otras criptodivisas, pues miran en ella la única herramienta capaz de decodificar y comprometer la estructura de cadenas de bloques en el mundo, colocándolos en vulnerable situación y haciendo que su valor descienda por el piso; por esta razón la minería de criptomonedas tiene un ojo puesto en la inteligencia artificial como la tecnología a vencer o a adoptar para hacerse cada vez más fuertes. A pesar de todo esto, la tecnología y protocolo Blockchain y la inteligencia artificial pudieran unirse para contribuir a la solución de muchos problemas mundiales que pasen por el desarrollo de la ciencia, por ejemplo, se conoce que la NASA está invirtiendo en un proyecto para analizar la tecnología de cadenas de bloque y reforzarla con procesamiento de redes neuronales para optimizar los resultados y avances en el ámbito de la exploración espacial.

En el Espacio

En la exploración espacial existen muchas variables a considerar, es necesario en primer lugar mantener y asegurar las comunicaciones de las bases en tierra con las misiones en el espacio; partiendo de allí la investigación pretende fortalecer los sistemas de comunicación a través de un sistema de procesamiento de alta potencia. En cuanto a las tareas de los sistemas en el espacio, la NASA intenta dar más capacidad de análisis y respuesta a los equipos en órbita, delegando funciones a la inteligencia artificial que comúnmente son propias de los operadores humanos, esto comprueba que la tecnología de minería conjunta y la I.A. pueden armonizar en un proyecto que no sea explícitamente de carácter económico.

El Internet de las Cosas

La inteligencia artificial por su parte reconoce a la tecnología Blockchain como un potencial innegable para potenciar sus avances, la posibilidad de registrar datos online desde accesos remotos y decodificarlos conjuntamente en cuestión de segundos es lo que llama la atención de los pioneros de las redes neuronales, que valoran mucho la capacidad de adelantarse a las fallas. Existe un ambicioso proyecto denominado El Internet de las Cosas, donde se plantea un mundo donde cada aparato doméstico esté conectado al internet y pueda gestionar múltiples utilidades y resolver problemas gracias a esta interacción, para esto se requiere que tanto la I.A. como la arquitectura Blockchain se integren logrando gran capacidad de respuesta y soluciones inteligentes a los problemas domésticos.